Ronda, la joya de la Serranía

 Ronda es una población de la serranía de Málaga con un pasado glorioso y lleno de historia, famosa por sus casas solariegas y palacetes señoriales, pero sobre todo, por su particularísima geografía urbana. La ciudad se alza sobre el famoso Tajo de Ronda, una garganta de casi cien metros de profundidad excavada por el río Guadalevín que divide a la ciudad en dos.

 Esta es la imagen más conocida de la ciudad, el impresionante Puente Nuevo cuyo recorrido permite unir los dos barrios más importantes de Ronda. Desde él podemos contemplar las antiguas Casas Colgantes que se asoman a las dos orillas del gran desfiladero y otean desde sus jardines los campos que rodean la ciudad y las serpenteantes profundidades por donde discurre el Guadalevín.

 

 Ronda posee un gran patrimonio del que cabe destacar: la Puerta de Almocábar, el Palacio del Marqués de Salvatierra, el Palacio del Rey Moro, la Muralla Árabe, y la Iglesia de Santa María la Mayor, del Espíritu Santo, y la Iglesia del Socorro o el Convento de la Merced entre muchos otros. La tradición taurina de Ronda vive en la Plaza de toros de la Real Maestranza de Caballería, una de las más bellas del país.

 Romanos y árabes se asentaron en esta planicie, atravesada por el río Guadalevin. El secreto mejor guardado de la serranía.

Comparte la galería

Diseño Web:

ONE WEB Disseny